Proyecto de Extinción de Dominio no pretende ser  un instrumento de persecución política, afirma Juan Pino

El proyecto de  Extinción de  Dominio no  pretende ser un instrumento de persecución política, sino por el contrario, será un instrumento con dos connotaciones principales, la primera de contribuir con debilitamiento del músculo financiero de las organizaciones criminales que tanto daño hacen a nuestra sociedad y segundo, la recuperación de los dineros y bienes de origen o destinación ilícita a favor del Estado, destinados a obras sociales, programas de prevención, salud y educación, a fin de resarcir a la ciudadanía el daño causado por estos “Agentes del Mal”, dijo esta mañana  el Ministro  de  Seguridad, Juan Pino, al inaugurar el “Taller  Nacional sobre los desafíos del Proyecto de Ley 625 que adopta la legislación de Extinción de Dominio de Bienes  Ilícitos.

Ante la presencia  de la Magistrada Presidenta de la Corte Suprema de Justicia, María Eugenia López Arias  y el Procurador General de la Nacón, Javier Caraballo, el titular de Seguridad Pública, expresó  que este   instrumento jurídico también busca atacar a los grupos delictivos de pequeña escala, quienes también son financiados por la narcomafia y cuyo poder destructivo impacta directamente en perjuicio de la convivencia pacífica, el desarrollo humano, la sostenibilidad y progreso de una nación.

El proyecto de Extinción de Dominio de Bienes Ilícitos, no contempla dentro de sus normativas vulnerar el derecho a la propiedad privada, debidamente resguardado en nuestra Carta Magna, así como tampoco va en detrimento al derecho de defensa.

“El Estado no puede proteger un derecho que no fue obtenido de forma lícita, ya que no podemos permitir, ni convertir al Estado en un cómplice de lo mal habido”, afirmó. 

Reiteramos nuestra disposición de aportar y contribuir con un debate cónsono y debidamente sustentado en derecho, que permita mejorar el proyecto, por lo que continuaremos promoviendo la discusión, tal y como lo estamos haciendo en este momento, culminó así su discurso de inicio del taller.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *